Blog

Cerrajeros Lugones – Cómo protegernos contra el robo

Cómo protegernos contra el robo

Afortunadamente, el robo es, quizás, el delito más fácil de evitar. Únicamente poniendo los medios adecuados y unas simples precauciones se pueden reducir los riesgos considerablemente. Desde Aperkey continuamos proporcionando consejos, hoy toca; Cómo protegernos contra el robo.

Teniendo en cuenta que el ladrón, lo sabemos, es mucho tener en cuenta pero,  es una persona racional y por lo tanto toma decisiones racionales, su principal objetivo es, además del botín, no ser visto, reconocido ni detenido. ¿Qué hace que un ladrón aborte su intento? Resumiendo, dos factores:

  • La existencia de riesgo excesivo de ser descubierto, grabado o detenido.
  • La necesidad de utilizar herramientas sofisticadas  para violentar la protección

Tendremos que tener en cuenta, también, a qué tipo de ladrón nos enfrentamos: Vamos a dividirlos básicamente en dos: el común y el experto. Las medidas de disuasión son distintas para cada caso.

Empecemos por el “raterillo”. En general son poco técnicos y experimentados. Lo malo, los hay a patadas, son los más numerosos. Su objetivo son robos rápidos y sencillos, no tienen una clara expectativa de botín, no se preparan específicamente para el robo y no quieren asumir riesgo de ser descubiertos. Sus objetivos principales suelen ser viviendas en edificios residenciales, especialmente en aquellos con pocos vecinos por rellano, personas mayores, casas unifamiliares y aisladas, y también pequeños negocios con protección de baja calidad, como `puertas huecas o que cedan con una simple palanca, cerraduras de borja, bombines ganzuables o bumpeables, escudos protectores no acorazados, etc… ¿Qué no sabe que medidas de seguridad tiene su vivienda o negocio?  Por eso insistimos una y otra vez, sin ningún tipo de compromiso, que no dude en Consúltenos. Publicidad a aparte, ¿Cómo protegernos contra el robo del raterillo? Pues cambiando o instalando esa protección de baja calidad de la que hablamos en líneas previas.

Y sigamos con el experto o profesional. No hace falta definirlos. Eso, profesionales, viven de ello. De lo ajeno, por supuesto. Cómo protegernos contra el robo de estos profesionales, deberemos asegurarnos de que no existen puntos de ataque débiles en nuestra protección y complementar medidas físicas y electrónicas, mediante la planificación de capas de seguridad.  Pero dejaremos esto para otro artículo.

Foto: Josep Salvia i Botet

Enviar un comentario